La Policía Nacional ha detenido a una peligrosa persona buscada por una Orden Europea de Detención

La Policía Nacional ha detenido a una peligrosa persona buscada por una Orden Europea de Detención

  • Los detenidos huyeron a la carrera cuando fueron localizados por los agentes, pero fueron interceptados a los pocos minutos
  • El detenido tenía la orden de búsqueda internacional desde hacía menos de diez días

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Alicante a una persona que le constaba en vigor una O.E.D.E. desde hacía menos de diez días, tras haber amenazado de muerte con una navaja a dos viandantes.

La policía tuvo conocimiento de los hechos cuando unos agentes pertenecientes a la Comisaría de Distrito Norte de Alicante fueron requeridos por dos viandantes, los cuales manifestaron que hacia escasos minutos un hombre sin razón alguna había intentado clavarle una navaja y que al no conseguirlo salió huyendo del lugar con la mujer que le acompañaba  mientras les amenazaban de muerte. Las victimas describieron a los agentes a estas dos personas y su dirección de huida. Los policías actuantes informaron a través de la sala del 091 al resto de indicativos la descripción de estas personas y la dirección que habían tomado.

Inmediatamente se coordino con el resto de radio patrullas un cerco de control desde las calles exteriores de donde habían sucedido los hechos hasta las calles más próximas para así evitar la huída de los presuntos agresores.

A los pocos minutos el perímetro establecido por los policías actuantes dio sus frutos encontraron a los dos presuntos autores, que intentaron ocultarse de los agentes al percatarse de su presencia, al ver que esto no surtía efecto salieron a la carrera separándose el uno del otro para intentar despistar a los agentes. Los policías actuantes salieron corriendo tras ellos por las calles de la zona norte, interceptándolos a los pocos minutos tanto al hombre como a la mujer, la cual fue detenida en el momento que intentaba deshacerse del cuchillo que habían utilizado tirándolo a una papelera.

Una vez pudieron comprobar los datos de ambas personas en las bases de datos policiales, descubrieron que al hombre le constaba una Orden Europea de Detención para Extradición por Lituania.

El detenido estaba buscado desde el día dos del mes en curso por dos delitos que cometió en septiembre de 2019, por lo que se enfrenta a una posible condena de 2 años de prisión.

Los detenidos de 28 y 34 años, de nacionalidad rusa y lituana, fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Alicante por un delito de amenazas graves y posteriormente se puso a disposición del Juzgado Central de Instrucción de la Audiencia Nacional en Funciones de Guardia encargado de tramitar la  Orden Europea de Detención y Extradición.

Compartir: