La Policía Nacional detiene a una persona por simular ser víctima de un robo con violencia de más de 6.000 euros que había extraviado

La Policía Nacional detiene a una persona por simular ser víctima de un robo con violencia de más de 6.000 euros que había extraviado

  • Presuntamente había extraviado el dinero y denunció ser víctima de un robo para no asumir consecuencias por dicha pérdida
  • Una falsa denuncia por ser víctima de un hecho delictivo puede convertirle en autor de un delito de simulación de delito y estafa

Agentes de la Policía Nacional han detenido en la localidad de Benidorm a una mujer, de nacionalidad española y de 37 años de edad, por denunciar falsamente un robo con violencia en el que supuestamente dos varones a bordo de una motocicleta le habían dado un tirón sustrayéndole una bolsa con más de 6.000 euros en efectivo, tratándose de la recaudación de un comercio.

Una llamada a la sala del 091 en el que una mujer manifestaba que acababa de ser víctima de un robo con violencia por parte de dos individuos que iban a bordo de una motocicleta le habían propinado un tirón puso en alerta a las patrullas de la Policía Nacional en Benidorm.

Inmediatamente se desplazaron hasta el lugar distintas dotaciones policiales pertenecientes a la Brigada Local de Seguridad Ciudadana de Benidorm, y atendieron a la presunta víctima que poco después formuló la denuncia en Comisaría.

En el relato la denunciante manifestó que se dirigía a ingresar una cantidad de dinero al banco cuando dos jóvenes en una moto tipo scooter le sustrajeron la bolsa con el dinero de un fuerte tirón.

Los investigadores de la Comisaría una vez formulada la denuncia comenzaron a realizar las primeras pesquisas. Con el estudio de las cámaras de vigilancia de la zona y con las declaraciones de los testigos pronto tuvieron conciencia de que algo no cuadraba con lo que la presunta víctima había contado.

Con todas pruebas sobre la mesa, tras haber comprobado con las grabaciones de las cámaras de seguridad que no había ocurrido lo relatado en la denuncia, citaron nuevamente a la presunta víctima. Ésta, al verse descubierta, manifestó que se lo había inventado todo y que lo que realmente había ocurrido es que al salir del trabajo se había ido de tiendas y en ese itinerario debió perder el dinero o alguien se lo habría hurtado.

Entre las funciones de los grupos de investigación está la de averiguar la veracidad de los hechos denunciados, así que nuevamente se abrió otra investigación para determinar si realmente se había producido un hurto o un extravío.

Las cámaras de vigilancia y los testigos volvieron a poner de manifiesto que lo relatado era falso y que lo que había ocurrido era que la “víctima” se había quedado con el dinero y lo había denunciado inicialmente como un robo con violencia para tener un beneficio económico a la vez que al establecimiento le reponía seguro el dinero sustraído.

Finalmente los agentes arrestaron a la mujer a la que acusaron de simulación de delito y apropiación indebida, y que fue oída en declaración nuevamente en la Comisaria de Benidorm pero esta vez asistida por un abogado y en calidad de detenida.

Una falsa denuncia por ser víctima de un hecho delictivo puede convertirle en autor de un delito de simulación de delito y estafa

En lo que va de año han sido detenidas varias personas en la localidad de Benidorm por este delito de simulación delictiva, tratándose en la mayoría de los casos de denuncias presentadas por robos de teléfonos móviles de última generación, cuando en realidad, se trataban de hurtos o extravíos. Los denunciantes aseguraban haber sido víctimas de un robo con violencia para beneficiarse de la indemnización del seguro.

En la mayor parte de las ocasiones, los ciudadanos se fían de aquellos que les dicen de denunciar falsamente delitos contra el patrimonio o robos con violencia e intimidación, porque así podrían “cobrar” el importe de los objetos de los seguros de hogar o de teléfonos.

Es conveniente informar a los ciudadanos que los hechos denunciados  son investigados, por lo que de determinarse la falsedad de los mismos, el denunciante acabaría siendo detenido como presunto autor de un delito de simulación de delito, generándole así antecedentes policiales e incluso penales, que les pueden traer graves repercusiones al normal desarrollo de su vida personal.

Compartir: