La Policía Nacional ha detenido a un grupo criminal dedicado al tráfico de drogas en la ciudad de Alicante

La Policía Nacional ha detenido a un grupo criminal dedicado al tráfico de drogas en la ciudad de Alicante

  • Los agentes incautaron más de 470.000 euros y 350 gramos de cocaína en el registro domiciliario del autor
  • El principal detenido aprovechó su estancia en los calabozos de la policía para encargar a otro compañero de celda hacer desaparecer la droga y el dinero
  • Durante la custodia previa al registro domiciliario se impidió que el compañero de celda pudiera apoderarse de las pruebas del delito

La Policía Nacional ha detenido en Alicante a cinco personas, con edades comprendidas entre 20 y los 46 años, de nacionalidades española, marroquí y colombiana por un presunto delito de tráfico de drogas y organización criminal.

En un primer control realizado días atrás por el Grupo Operativo de Respuesta (G.O.R.) de la Comisaría de Distrito Norte de Alicante, los agentes dieron el alto a un vehículo y tras su registro, encontraron en un compartimento oculto, más de 18.000 euros, 4 gramos de cocaína y una balanza de precisión, motivo por el que fueron detenidos los dos ocupantes por un delito de tráfico de drogas.

El inicio de la investigación versó sobre la hipótesis de que los autores podrían estar distribuyendo la droga a escala superior, por lo que el asunto fue trasladado a la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (UDYCO) de la Brigada de Policía Judicial de Alicante, los cuales consiguieron localizar el domicilio de uno de los detenidos situado en una conocida urbanización de lujo en la playa de San Juan.

Judicializada la investigación, se elaboró un dispositivo de vigilancia en torno a los domicilios donde se había autorizado judicialmente su entrada y registro, con policías uniformados y de paisano. Fue durante la custodia de la vivienda y su trastero los cuales iban a ser registrados, cuando los agentes actuantes observaron como dos jóvenes accedían a la urbanización y se dirigían al trastero en cuestión. Estos dos individuos al percatarse de la presencia policial salieron huyendo del lugar a gran velocidad, siendo interceptados posteriormente y preguntados por el motivo de su estancia a lo que no supieron responder coherentemente.

Tras no alegar justificación alguna de su presencia en este lugar, los agentes, les identificaron y al cachearles localizaron entre sus pertenencias una llave de un vehículo que debía encontrarse estacionado en las inmediaci